El primer bar donde comer insectos

AFTER WORKMiércoles Junio 20
forbes mexico


Donde
Sorbito Divino
Plaça de Coll, 46001 València
Ver Mapa
Cuándo

Todos los miércoles - a partir de las 19:00h

Cuánto

Según consumición



Donde
Sorbito Divino
Plaça de Coll, 46001 València
Ver Mapa
Cuándo

Todos los miércoles - a partir de las 19:00h

Cuánto

Según consumición

Tú imagina que vas a un bar así cuqui, con su bodega, sus taburetes super currados de corcho con forma de tapón de botella, con su barrita maja y su buena carta de comida y vinos, y de repente te pides un vino o una birra y con la tapa te sacan un bicho. Y con bicho me refiero a eso; un gusano, un grillo, hormigas tal vez.

Camarero, una de... bichos. Foto: diario 20 minutos
Camarero, una de… bichos. Foto: diario 20 minutos

Pues no imagines más. Ese bar existe y se llama Sorbito Divino. Ya os hablé de esta vinoteca hace un tiempo porque además de que está en mi barrio, tiene una bodega subterránea que es una maravilla y un montón de platos ricos para picar o cenar, como las famosas “bravas de la Trini”. Pero bueno, no nos desviemos del tema y recapitulemos.

Estábamos con que yo te había dicho que imaginaras y luego que no imaginaras más porque efectivamente, el equipo de Sorbito Divino ha decidio reinventar la clásica tapa, porque sí, las croquetas y el montadito están muy bien pero claro… Y en ese y por qué no, pum, nos dicen que a partir de ahora todos los miércoles queda instaurado el día del bicho. Insectos haciendo cameos en las tapas que van a crear ex profeso para estos días de cariz exótico. Vamos, no me digas que no, a originales e innovadores no les gana ni el tato, de momento me apostaría lo que fuera a que son los primeros en hacer esto en Valencia.

Cartel del Día del Bicho
Cartel del Día del Bicho

Y es que, por si no lo sabías, todo apunta a que los insectos van a ser la alimentación del futuro. En enero de este año, Europa dio luz verde a su comercialización pero en otras culturas, como la mexicana o tailandesa, los consumen habitualmente. Y sí, lo reconozco, a mí también me da cosita pero igual hasta me animo y los pruebo y si al final la cosita me puede (que espero que no) no pienso perderme las caras de la gente. Ay, amigos, que el futuro ha llegado y nos lo podemos tapear en Sorbito Divino.

// Fotografía de cabecera: Forbes México

Comments

Más interesante

contenido


Hoy

Ciclo de cine sobre Derechos Humanos