Stranger Things 2

Un año nos han hecho esperar para ver la segunda temporada de Stranger Things, la serie original de Netflix que en el verano de 2016 se convirtió inesperadamente en todo un fenómeno cultural. Fue el pasado 27 de octubre cuando la plataforma de streaming estrenaba Stranger Things 2, una segunda temporada que llegaba con nuevos personajes, nuevos monstruos y con grandes dosis de nostalgia ochentera. Y es que las citas y homenajes al cine más popular de los ochenta vuelven a repetirse a los largo de los nueve capítulos que conforman esta nueva temporada, algo que ya vimos en la primera y que tanto gusta a una buena parte del público (yo incluida).

Podemos asegurar que estamos en plena fiebre o moda, no sé muy bien cómo llamarlo, por el cine del pasado y más concretamente por el cine más palomitero de los años ochenta. Solo tenemos que echar un vistazo a la cartelera de los último tiempos para darnos cuenta: Cazafantasmas (Paul Feig, 2016), Mad Max: Furia en la Carretera (George Miller, 2015); It (Andy Muschietti, 2017) o Blade Runner (Dennis Villeneuve, 2017). Estos son solo algunos ejemplos porque la lista es más larga. También podemos asegurar que tenemos nostalgia ochentera para rato. Los estrenos de los próximos meses así nos lo confirman.

Stranger Things 2 c.lecoolvalencia

La acción en Stranger Things 2 nos sitúa un año después de los acontecimientos ocurridos en la primera temporada. Es la noche de Halloween y la pandilla, Mike, Dustin, Lucas y Will, ya recuperado después de su extraña desaparición un año antes, se han disfrazado de los Cazafantasmas. Pero algo no va bien en Will, sus visiones del Otro Lado son cada vez más continuas e intensas y ya no sabe distinguir lo que es real o imaginación. Dustin, por su parte, ha encontrado una extraña criatura y decide llevarla a casa como animal doméstico. Mientras tanto, Eleven sigue en paradero desconocido. Por lo menos, de momento.

A esto hay que sumarle la aparición de nuevos personajes en la vida de los protagonistas, como los hermanos Billy y Max. El primero es un terrible adolescente que no acaba de adaptarse a su nueva vida en Hawkins, mientras que Max es la nueva chica de la pandilla. Tampoco podemos olvidarnos del personaje de Bob, interpretado por el actor Sean Austin, aquel jovencísimo Mikey de Los Goonies (Richard Donner, 1985), otro destacado icono del cine de los 80. Aquí hace el papel del novio de Joyce (Winona Ryder), la madre de Will.

Stranger Things 2 b.lecoolvalencia

Ante todo este panorama, Stranger Things 2 nos plantea algunos nuevos interrogantes: ¿qué le está ocurriendo a Will?, ¿qué significan sus visiones del Mundo al Revés?, ¿a qué nuevos monstruos se tendrán que enfrentar la pandilla esta vez?, ¿qué es el Demogorgon? y la más importante de todas, ¿dónde está realmente Eleven?

Estamos ante una temporada que es un poco más de lo mismo de la primera, sin apenas riesgo y en la que el factor sorpresa ya ha desaparecido. Pero a pesar de esto, la serie sigue funcionando muy bien y consigue que el espectador vuelva a reconciliarse con esta ficción de carácter familiar mezcla de aventuras, terror y efectos sobrenaturales. En definitiva, hace que pases un rato muy divertido. Porque de eso se trata, ¿no?

Comments

Más interesante

contenido



Lugar

Rica propuesta energética llena de color y diversión